Psicólogos en Torrejón de Ardoz - Madrid

Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 013 69 30 / 665 935 794 | psicologoentorrejon@gmail.com

Consejos para una buena convivencia familiar en verano

Consejos para una buena convivencia familiar en verano

Ya estamos a las puertas del verano, y con esta estación llegan las vacaciones para la mayoría. Es un tiempo para convivir con la familia, pues tenemos la ocasión de pasar más tiempo del habitual con nuestros seres queridos.

Pero a pesar de que este periodo del año se afronta con ilusión, en muchas ocasiones la convivencia constante, tanto en las parejas como en las familias y en los matrimonios que tienen hijos no es tan ideal como pensaríamos y surgen conflictos y problemas.

Por eso es muy necesario tener en cuenta algunas pautas que harán que la convivencia y las relaciones con nuestros allegados se desarrollen de una manera adecuada.

A menudo la clave para lograrlo es la planificación. Algo en lo que, también a menudo, lo hacemos con las mismas prisas y el mismo estrés de nuestra vida diaria, lo que es una gran equivocación. Tenemos planificar las vacaciones buscando actividades que hacer en común, pero sin pasarnos sobrecargando con ellas las horas del día y, así mismo, respetando el espacio de cada una de las personas con las que estaremos.

Planificar también quiere decir saber las necesidades de cada uno y los espacios y actividades con los que se sienten más cómodos y que, por tanto, son más recomendables. Por ejemplo, hay que buscar actividades para los niños que desarrollen sus relaciones sociales tanto con los miembros de la familia como con otros niños, además de aportarles normas, horarios y pautas que ayuden a su estabilidad.

También es muy conveniente comunicarse para que cada uno aporte ideas de lo que quieren hacer. Así, las actividades podrán ser consensuadas entre todos.

El verano y las vacaciones deben ser algo que veamos, de por sí, de manera positiva y que nos ofrece la posibilidad de mejorar y reforzar las relaciones familiares. Y aquí también entra en juego la importancia de relajarse. No hay que planear cientos de actividades que no nos dejen tiempo para comunicarnos y para descansar, sino elegir actividades que nos gusten pero que no nos dejen agotados ni se coman todo nuestro tiempo. Porque durante el resto del año tanto nosotros como los pequeños tenemos agendas más que cargadas, y en las vacaciones de verano esto debe cambiar.

Los padres con hijos, aunque disfrutar de momentos en familia es una bendición, deben repartirse las responsabilidades hacia los niños para que ambos puedan descansar y sepan cuándo dispondrán de tiempo para ello. Además de, por supuesto, tener sus momentos en pareja. Para esto último la planificación con antelación también es muy importante, para que dispongan de alguien que se pueda hacer cargo de los hijos independientemente de que sea durante unas horas o unos días.

Para finalizar, en primer lugar mencionar que el tiempo en familia ayuda a que los niños sientan un apego sano y su autoestima sea mejor. Y en segundo lugar, no hay que olvidar que también durante las vacaciones la educación de los niños tienen que estimulada, con el fin de prevenir el fracaso escolar cuando tengan que volver a las clases.

Leave a comment

Your email address will not be published.